›› COMBUSTIBLES | POLÉMICA
Polémica por los combustibles: "si YPF no aumenta los precios, nadie los va a aumentar”
hace 1 mes
Polémica por los combustibles: "si YPF no aumenta los precios, nadie los va a aumentar”

La polémica y la incertidumbre crecen. Empresarios de estaciones de servicios y comercialización de combustibles relativizaron ayer el impacto que tiene la liberación del precio de los combustibles, en el mercado de carburantes, medida que comenzará a regir el domingo.

La Cámara de Comerciantes Derivados del Petróleo, Gas y Afines (Capega), que nuclea a los dueños de las estaciones de servicio de Tucumán, expresó que, entre sus asociados, existe la convicción de que las modificaciones de los precios no serán significativas. “A los precios los establecen las petroleras, no las estaciones de servicio. Este gobierno regularizó la situación y estableció un sendero por el cual, el precio del barril de petróleo pueda equipararse a los niveles internacionales. Por eso no creo que las modificaciones sean tan significativas. Hay que ver el valor interno del dólar y la cotización de los biocombustibles (las naftas tienen entre un 10% y 12%), que mantiene valores internacionales también”, explicó Gonzalo Rodríguez, presidente de Capega.

Las variables

Si bien el dirigente es consciente de que hay una serie de variables que se tienen que modificar para que esa liberación impacte en el precio, aclara que el gran cambio estará en la periodicidad en la que se podrán fijar las tarifas. “Hasta ahora había que esperar tres meses, analizar las variables y recién establecer los nuevos precios. El mercado del combustible está tendiendo a normalizarse. De hecho, hubo una pequeña recuperación interanual de la demanda, que no superó el 5 %; pero es un indicador de que la economía se está reactivando”, aseguró Rodríguez.

Al ser consultado sobre la incidencia que tendrá el Gobierno (que es el principal accionista de YPF) en el índice de precios, el dirigente fue muy cauto. “Es natural que sea YPF quien vaya marcando el rumbo de los precios. El resto acompaña y algunas están por encima por unos centavos”, analizó el empresario que confía en que una reducción en la carga impositiva ayudará a mantener estable el precio de las naftas en el país.

Más de lo mismo

Para el presidente de la Asociación de Estaciones de Servicio Independientes (AESI), Manuel García, el Gobierno seguirá fijando los valores de venta en los surtidores a través de YPF. “Es más de lo mismo. El Estado maneja el 51% de las acciones de YPF, la empresa que tiene el 60% del mercado de combustibles en la Argentina. Así que el que va a decidir el precio de las naftas va a ser el Ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren. Si YPF no aumenta los precios, nadie los va a aumentar”, dijo.

Necesidad política

García advirtió también que en el mercado de los combustibles hay una necesidad política y fiscal del Gobierno porque el 60% del precio de los combustibles son impuestos. “Es un gran engaño todo esto. El Estado va a seguir manejando el precio de los combustibles como lo hizo siempre”, añadió.

Por su parte, el presidente de la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines (Cecha), Carlos Gold, estimó que tras la liberación del precio de los combustibles, el incremento en las naftas no va a ser más de un 10%, y se dará después de las elecciones legislativas del 22 de octubre. “El aumento se va a dar después de las elecciones. YPF que tiene el 60% del mercado, es la que mueve el amperímetro respecto a los aumentos”, explicó Gold. Y añadió: “no creemos que ninguna petrolera vaya a tomar la iniciativa de hacerlo antes que YPF”.

En tanto el secretario de la Cámara de Empresarios de Combustible, Raúl Castellanos, sostuvo que no hay que tomar esta iniciativa “como algo que asuste”. “En los últimos 20 años han sido mucho más los años que ha estado liberado el valor, por lo cual no hay que esperar cosas demasiado extrañas”, enfatizó.

Aranguren apeló a la "sensatez de todos"

BUENOS AIRES.- El ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, estimó ayer que no aumentará el precio de los combustibles el domingo cuando quede sin efecto el acuerdo entre empresas y Gobierno, porque los niveles que tienen hoy el tipo de cambio (en el país) y el petróleo crudo (en el mercado externo) están en un moderado equilibrio.

En este sentido, el ministro explicó: “el acuerdo que tenían las empresas productoras de crudo con las refinadoras está suspendido para octubre, debido a que se cumplió una condición, por lo tanto se recuperó la libertad de mercado”.

La condición a la que hizo referencia Aranguren consta en el punto 10 del acuerdo suscripto en enero pasado, según el cual el pacto entre el Gobierno y las petroleras quedaría suspendido si durante 10 días el precio del crudo Brent superaba en U$S 1 el valor de U$S 59,4 por barril fijado para el tipo Medanito (extraído en la cuenca Neuquina) y de U$S 48 para el Escalante (de la cuenca del golfo San Jorge).

“Si continúan los precios internacionales en este rango hasta fin de año, definitivamente el nivel de precios en el mercado lo establecerán las empresas libremente, tanto las que venden crudo como las que venden combustible”, enfatizó.

El ministro apeló a la “sensatez de todos los actores económicos, después de muchos años en que estuvieron de alguna manera maniatados por una administración que controlaba, a veces no por resoluciones, sino por teléfono directamente”.

Consultado sobre los próximos incrementos de tarifas, Aranguren sostuvo: “es algo que tenemos que ver en función de las variables para el año que viene: cuál va a ser el tipo de cambio, cuánto va a ser el costo. Eso no depende sólo de nosotros, porque los insumos para producir gas y electricidad son importados y a su tiempo vamos a poder evaluar cuál es el impacto en las tarifas”, explicó.

Para el ministro, lo importante de destacar es que la primera parte de ese proceso, que le provocó angustia a mucha gente, la hizo aplicando el gradualismo y protegiendo a los más vulnerables. (Télam)