Cambiemos, a 35.000 votos de la segunda banca
hace 1 mes
Cambiemos, a 35.000 votos de la segunda banca

El sistema electoral que rige para el reparto de bancas no permite las dobles interpretaciones. Simplemente, Cambiemos para el Bicentenario no tiene más alternativa que reunir unos 35.000 votos extras y esperar que el Frente Justicialista por Tucumán no mejore su performance si es que pretende empatar en dos la distribución de los escaños de diputados.

Las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) del domingo pasado dejaron en primer lugar a la alianza oficialista, con 494.543 votos. En segundo lugar quedó el espacio macrista, que cosechó exactamente 294.389 adhesiones en las urnas. En tercer lugar, bastante más relegado, se ubicó el partido Fuerza Republicana, con 90.322 sufragios.

Si se tuvieran en cuenta esos resultados para aplicar el reparto de las cuatro bancas de diputados que Tucumán renueva este año, el Frente Justicialista se quedaría con tres escaños, y Cambiemos para el Bicentenario con uno. Esto implicaría, además, un retroceso del espacio que responde al Gobierno nacional. Ocurre que las cuatro diputaciones en juego corresponden a las obtenidas en 2013 por las peronistas Miriam Gallardo de Dip y Mabel Carrizo; y por los radicales José Cano (renunció en diciembre de 2015, fue reemplazado por Federico Masso) y por Juan Casañas.

Calculadora en mano

Las expectativas de Cambiemos están puestas en la campaña electoral con vistas a los comicios del 22 de octubre, cuando el cuarteto de espacios que superó las PASO pugnará por esas cuatro bancas en danza. Al macrismo, al Frente Justicialista y al bussismo se suma el Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT), que reunió 31.657 votos y, aunque superó el corte, quedó lejos de la puja por sentar representantes en la Cámara Baja.

En la coalición liderada por José Cano ya comenzaron a hacer cuentas, y a efectuar estimaciones de los votos que necesitarían para quitarle esa tercera banca a la nómina encabezada por Osvaldo Jaldo. La ex legisladora Beatriz Ávila, segunda en la nómina de Cano, quedó a 35.307 votos de ingresar a Diputados y de desplazar de ese escaño al secretario General de la Gobernación, Pablo Yedlin (tercero en la nómina que encabeza Jaldo). Esto obedece a que el sistema que se utiliza para distribuir las bancas es el D’Hont (Ver “Cómo rige...”). Lógicamente, esa cifra puede alargarse o acotarse en caso de que el Frente Justicialista mejore su actuación o reúna menos sufragios.

Dime y diretes

POLÍTICOS EN FUGA.- El fin de semana largo y el fin de la primera etapa del proceso electoral conformaron un cóctel eficaz: la dirigencia decidió aprovechar el descanso. La fórmula gubernamental, por ejemplo, tomó rumbos diferentes. Juan Manzur llegó el viernes a San Juan, en donde reside su familia política y tiene buena parte de sus emprendimientos industriales, ligados a la producción de aceitunas. Allí dialogó con medios locales. Osvaldo Jaldo, vicegobernador y candidato a diputado, tenía previsto salir una semana de vacaciones luego de las PASO, pero finalmente optó por permanecer en Tucumán: eso sí, cortó la actividad para relajarse en Las Termas del Río Hondo. Quien sí se alejó miles de kilómetros de Tucumán es el concejal Ricardo Bussi. El presidente de Fuerza Republicana, más que satisfecho con los 90.322 votos obtenidos, se tomó un avión hacia playas caribeñas. Los referentes de Cambiemos José Cano y Germán Alfaro tampoco diagramaron agenda para el fin de semana. El radical partió a un campo junto a su familia, y no brindó mayores detalles de su destino a sus colaboradores. El peronista, en cambio, se hizo un tiempito para entregar una distinción al folclorista Sergio Galleguillo en el Festival Atahualpa.